Sectores

UGT denuncia la fuga de profesionales en el Departamento de Salud de Dénia

El sindicato denuncia que en el último año y medio aproximadamente 280 profesionales de la plantilla de Marina Salud han abandonado el este departamento

La sección sindical de UGT Marina Salud ha denunciado la fuga de profesionales en el Departamento de Salud de Dénia como consecuencia de las pésimas condiciones de trabajo que deben de soportar diariamente por parte de la empresa concesionaria Marina Salud.

El sindicato denuncia que en el último año y medio aproximadamente 280 profesionales de la plantilla de Marina Salud han abandonado el Departamento. Cabe destacar que sólo en el mes de septiembre han solicitado cese o excedencia al menos 21 profesionales. En concreto, han cursado esas peticiones ocho enfermeras, un radiólogo, un psiquiatra, un oftalmólogo, un médico de urgencias, dos ginecólogos, un internista, una administrativa, dos TCAE, un neumólogo y dos otorrinos.

UGT Serveis Públics PV denuncia también la pésima gestión en la atención primaria donde los cupos de los facultativos y facultativas están muy por encima respecto a otros departamentos, lo que desemboca en una pésima atención a la ciudadanía.

Ante esta situación, la respuesta que está dando la administración es ambigua. La Conselleria de Sanidad está dilatando decisiones que ya se habían tomado previamente. Esto provoca que los profesionales piensen que la resolución va a ser distinta a la iniciada y que es sólo una cuestión de tiempo que la Conselleria cambie su posición y prorrogue el contrato con la concesionaria Marina Salud.

UGT no entiende cómo a pesar de tener un informe de la Abogacía de la Generalitat en contra de la compraventa de acciones de Ribera Salud, lo que supone un incumplimiento de la Ley Valenciana de Salud (ley 8/2018, de 20 de abril), de la falta de lealtad en la entrega de documentación solicitada, y el incumplimiento reiterado de los pliegos de condiciones del contrato de concesión, el conseller de Sanidad, Marciano Gómez, todavía siga sin decidir si el 31 de enero finalizará o no la concesión o prorrogará la concesionaria al menos un año más.

Por otro lado, UGT lamenta esta situación y que la Conselleria de Sanidad, consciente de la incertidumbre generada, no desbloquee un convenio que esta paralizado en el juzgado de Benidorm y que actualmente no es válido. Este es el motivo por el que los trabajadores se plantean cambiar a otros departamentos de salud como el hospital de Gandia, el hospital Alzira o la Vila Joiosa en el que las condiciones laborales y económicas son mejores que en Dénia.

Lo más leído